1 CEAV -

Turismo rural

La diversificación de preferencias turísticas en los consumidores ha traído consigo que cada vez se busque más y con más fuerza el contacto con la naturaleza, así como con la forma de vida del medio rural. Este tipo de turismo, también denominado "verde" y agroturismo, ha experimentado un notable crecimiento como consecuencia del creciente número de habitantes de las ciudades, que llegado su período vacacional deciden abandonarlas, optando por su disfrute en un medio que proporciona tranquilidad y contacto con el medio ambiente.

Por otra parte, este tipo de turismo puede llegar a significar un importante afluente de ingresos para pequeñas localidades, cuyo principal medio de vida ha sido durante siglos la agricultura. Se manifiesta así, como un medio que puede utilizarse para tratar de paliar las dificultades que en este momento padece nuestra agricultura, así como para tratar de desviar el número de visitantes que cada año acuden a nuestras costas, hacia un nuevo tipo de turismo interior, que ofrece como principal atractivo una forma de vida muy diferente a la que la mayoría de los ciudadanos está acostumbrado.

Este tipo de turismo se encuentra en la actualidad muy extendido por el resto de Europa, estando en España en una fase de expansión como respuesta a la opinión generalizada que existe dentro de nuestro país, de la necesidad de diversificar nuestra industria turística, que en este momento se haya muy concentrada en el turismo de litoral.

El turismo rural está íntimamente relacionado con la nuevas formas de turismo activo, en las que el consumidor participa de actividades deportivas como hípica, caza o deportes de aventura, y esto es debido a que el medio rural en que se ubica y desarrolla esta actividad permite y facilita la práctica de estos deportes.

Como consecuencia de todo lo expuesto, las Comunidades Autónomas se han lanzado a una carrera por ordenar y regularizar este tipo de turismo, que en un futuro puede ganar mucha importancia en nuestro país, y que por su novedad no se hallaba regulado en las diferentes ordenaciones de alojamientos vigentes.